Adif readmite por segunda vez a un directivo que se embolsó un millón de euros en 'mordidas'.