Adif, Renfe y Paradores serán las únicas empresas públicas con pérdidas en 2014.