El transporte de mercancías en Europa no muestra signos de recuperación.