Guiño al sector privado con la nueva ley del ferrocarril.