Pablo Vázquez Vega, presidente de RENFE, pasa del dolor de las víctimas del accidente de Angrois, 81 muertos, mientras publica un libro de normas de circulación ferroviaria.