Víctimas de Angrois creen que Adif trata de "torpedear" la instrucción.