Víctimas del Alvia denuncian en Europa al Estado español por incumplimiento de la normativa comunitaria.